Archivos de la categoría ‘Toledo’

Tristana (1969)

Tristana (1969)

Bajo el prisma de unas de las obras magnánimas de Luis Buñuel -basada en la novela homónima de Benito Pérez Galdós– descubrimos un espejo ideal de Toledo, un fiel reflejo de la belleza y amplitud de paisajes de nuestra capital. La secuencia de planos se van turnando en una visita guiada a la ciudad, desde los títulos de créditos bañados por el fondo del río Tajo y una de las múltiples postales a conservar, unidos a un titubear de campanas replicando el futuro pesar de Tristana, hasta inolvidables secuencias surrealistas de tinte terrorífico –ese inolvidable sueño del gong de campanazos con la cabeza de Fernando Rey en la Torre de la Catedral-.

Catherine Deneuve

Catherine Deneuve

El genio del artista de Calanda traslada los dramas de amores y desamores de don Lope, Tristana y Horacio de la capital a la Ciudad Imperial, adaptando y conservando los matices atemporales del Toledo de los años 70 a cinco décadas antes. Nos deslumbra con sus múltiples metáforas surrealistas tras el transcurrir de unos calmados callejeos: paseo de Recaredo, calle de la Ciudad, pasadizo de Balaguer, callejón de Santa Úrsula, plaza de El Salvador, plaza de Zocodover, calle de Santo Tomé, calle de San Clemente, paseo del Tránsito, plaza de las Capuchinas, plaza de Alfonso VI, calle del Ángel, plaza de Abdón de Paz, calle de Santa Justa… La acción transcurre y discurre por todos ellos, en una visita tranquila y guiada para deleitar los ojos de todos aquellos que no han tenido la ocasión de navegar por estos parajes enclaustrados en el tiempo.

Los momentos más impactantes corren bajo el yugo de nuestras mejores joyas arquitectónicas. El anteriormente comentado replicar del campanario no es el único protagonismo de la Catedral, siempre aparece sibilinamente como la pierna desaparecida de Tristana. El bailar entre las columnas del claustro de San Pedro Mártir y el patio del Hospital de Tavera, con Deneuve perdiendo y encontrando el amor. O ese sacrilegico beso a la estatua del cardenal Tavera.

Fernando Rey

Escena del sueño de Tristana

Para deleitarnos y enorgullecernos de pertenecer a esta provincia, de disfrutar de la magia del surrealismo tras los rincones de Toledo, de descubrir todos los misterios de sus paredes junto al de: ¡esa pierna!